Etiquetas

, ,

Los interiores de Léeme

¿Realmente es necesario otro blog más en el mundo? Supongo que no. Pero también supongo que puede haber gente que esté interesada en conocer las interioridades de una editorial (aunque sea una modesta, como es el caso). Ese, probablemente, es el principal objetivo de este blog: contar esos detalles que se escapan y dar luz a esa parte oculta (poco misteriosa, siento decepcionaros).

¿Es éste un blog corporativo? Pues sí y no. Sí, en tanto que nace bajo el paraguas de Léeme y que quién aquí escribe es su director editorial (dejémoslo en «su editor», sin más zarandajas). Y no, porque habrá entradas personales que no necesariamente sean representativas de lo que hacemos, más vinculadas con la actualidad y más generales o con temas dispares. Intentaré que quede claro en cada caso quién es quién y a título de qué, se firma cada una de las entradas (también confío en la inteligencia de los lectores que se acerquen a este rincón para discriminar).

Espero que quien llegue hasta estas costas, sea intencionada o accidentalmente, disfrute de la lectura de estos textos, discrepe (o se adhiera) desde el respeto y las buenas formas, y critique siempre con ánimo de mejorar. En el fondo, este es un proyecto vivo que pretende seguir creciendo y que quiere tener las orejas listas para escuchar sugerencias y comentarios desde la humildad. Y no es palabrería.

Anuncios